In Devocionales en el Espíritu

 

“Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía,sino de
poder, de amor y de dominio propio.” 
(2 Timoteo 1:7 nblh)

¿No se supone que un cristiano debe ser manso? Sí, pero la mansedumbre no es debilidad. Hay una gran diferencia. La mansedumbre significa “fuerza bajo control.” Imagínate un caballo salvaje que ha sido domado, ese caballo todavía tiene el mismo poder de cuando era salvaje, pero ahora el poder ha sido controlado para uso del amo.

Sólo dos personas en la Biblia fueron llamados mansos, Jesús y Moisés. Ninguno de los dos era débil o cobarde. Eran hombres de fuerte convicción. Dios no espera que   cedas cada vez que alguien quiera manipularte o controlarte. ¿Qué harías si alguien te pide que hagas algo inmoral, ilegal o irracional?  ¡Dirías que no!

Para un cristiano, “no” no es una mala palabra. Está bien decir “no”. De hecho, es necesario de vez en cuando. La Biblia nos dice que debemos decir “sí” cuando queremos decir sí, y “no” cuando queremos decir que no. No nos dice que necesitamos sentirnos culpables por ello. No dice que tenemos que crear excusas por nuestras decisiones.

Tu no puedes pasar la vida, y menos el ministerio, sin que eventualmente estés cerca de alguien que va a tratar de intimidarte, controlarte o manipularte. ¿Cómo quiere Dios que lidiemos con esta gente intimidadora?

2 Timoteo 1:7 nos da la respuesta:“Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio.”(nblh)

Esa es la manera que Dios quiere que lidiemos con la gente – en poder (confianza), en  amor (enfocándonos en sus necesidades), y en autocontrol. El Espíritu de Dios no nos hace tímidos. No nos convierte en seres débiles.

Sin embargo, conozco cristianos que inconscientemente piensan, “tengo que sentir temor de la gente con el fin de ser espiritual, tengo que permitir que la gente se salga con la suya.” Si miras en la Biblia, verás que no es así.

No puedes complacer a todo el mundo. Eso es un hecho. ¡Así que deja de intentarlo! Cuando esas personas difíciles vengan, mantente firme, y ora por los que te persiguen, y deja el resto a Dios.

Rick Warren es el pastor fundador de la Iglesia de Saddleback en Lake Forest, California. Y es el autor de Una Vida con Propósito, el libro más vendido según el New York Times. Este devocional © 2012 por Rick Warren. Usado con permiso www.RecursosdeSaddleback.com

Leave a Reply

%d bloggers like this: