In Luz, Noticias

Aún ahora me sorprenden
personas de más edad,
por su fuerza y por su empuje
y por su tenacidad.

De jóvenes estuvieron
llenos de gran ilusión
y eran capaces de dar
sentimiento y compasión

Desde muy temprana edad
han sabido compartir
sus ideas y pensamientos
al decidirse a escribir

Han compartido sus sueños,
han llenado de esperanza,
y han dejado a los que siguen
los pasos para la danza

Siempre dieron de su ser
a los demás lo mejor,
buscando hacer lo correcto,
con arrojo y con valor.

Y aún hoy, de tercera edad,
siguen llenos de energía,
aceptando nuevos retos,
viviendo con alegría.

Han dejado ya sus huellas,
pero siguen caminando,
para dejar mucho más…
el camino demarcando.

El límite será el cielo,
será aquél que Tú les pongas,
pues ellos trabajarán
sin que nadie les imponga.

Lo harán porque está en su sangre,
y ella corre por sus venas,
lo harán porque aún tienen vida
y ven la tristeza ajena

Lo harán porque quieren dar
y también quieren dejar,
porque les gusta sembrar
y les gusta laborar.

A esos hombres y mujeres,
bendícelos Tú Señor,
permite que ellos Te tengan
cerca de su corazón.

Dáles fe y dáles aliento,
dáles reconocimiento,
llénalos de amor y dicha
y de bellos sentimientos.

Y permíteles saber
que apreciamos su enseñanza,
su rectitud, sus principios,
sus virtudes y semblanzas.

Leave a Reply

%d bloggers like this: